dissabte, 16 de setembre de 2006

El hipotiroidismo

Cuando el tiroides sintetiza una cantidad insuficiente de hormona tiroidea, hablamos de hipotiroidismo.

Esta enfermedad, mucho más frecuente en mujeres, se caracteriza por una pérdida de tejido tiroideo con disminución franca de la síntesis de hormona tiroidea, a pesar de la máxima estimulación de los restos de tejido sano por parte de la TSH (hormona tirotropa, segregada por la hipófisis). La causa más frecuente de hipotiroidismo en el adulto es la ablación quirúrgica o por yodo radiactivo en caso de tumoración tiroidea. El hipotiroidismo primario va asociado frecuentemente a la presencia de anticuerpos antitiroidales. Ello puede deberse a varias enfermedades entre las cuales cabe citar a la diabetes Mellitus, anemia perniciosa, lupus eritematoso sistémico, la artritis reumatoide, el síndrome de Sjögren y la hepatitis crónica.

La sintomatología del hipotiroidismo en el adulto presenta un debut insidioso e inespecífico. Aparece somnolencia, cansancio, estreñimiento, intolerancia al frío, rigidez y contractura muscular. Es frecuente el síndrome del túnel carpiano y la menorragia. Todo ello va asociado a un deterioro progresivo de la actividad intelectual y motora, disminución del apetito y aumento de peso. El vello y el cabello se secan y tienden a caerse (pelo ralo).

La voz se vuelve más profunda, ronca y áspera y se reduce la agudeza auditiva. Con cierta frecuencia puede aparecer apnea obstructiva del sueño. Más adelante aparece el cuadro clínico del llamado mixedema, con anemia, rasgos toscos y abotargados en la cara, escasez de vello, edema palpebral (hinchazón alrededor de los ojos), aumento del tamaño de la lengua y palidez de piel que se muestra fría y áspera. El corazón suele dilatarse y aparece derrame pericárdico. La falta de movimiento intestinal (íleo paralítico) puede dar origen a obstrucción intestinal. Si el/la paciente no es diagnosticado y tratado con hormona tiroidea de forma adecuada, se produce un grave deterioro del estado general que puede llegar hasta el coma mixedematoso y la muerte. Foto: edema palpebral

No hace falta que les diga que un hipotiroidismo no diagnosticado precozmente y tratado correctamente en un/una cantante profesional, puede condicionar seriamente su carrera artística por los cambios en la voz y el menoscabo del estado general.

Pero también hay que decir que el tratamiento del hipotiroidismo es muy agradecido, en el sentido de que los pacientes mejoran de manera espectacular. También las alteraciones vocales regresan. Diría que es de los tratamientos más agradecidos en medicina. Es reconfortante para el paciente y para el propio médico, realizar una fotografía antes y después de un tiempo prudencial con tratamiento adecuado. El tratamiento, por regla general, se prolongará de por vida.

2 comentaris:

Unknown ha dit...

Bueno y el caso contrario, el hipertiroidismo como afecta a la voz? Como puede afectar a la voz el tener que quemar la glándula tiroides en un cantante hombre joven y baritono? Debería reconciderar un cambio de carrera en ese caso?

Josep Rumbau i Serra ha dit...

Depende de muchos factores, como la causa del hipertiroidismo, la duración de la sintomatología, cambios en la morfología de la glándula, proceso invasivo de tipo tumoral, etc. Creo que debe ser el propio médico de uno que debe aconsejar en cada caso. No me atrevería a generalizar.